Nicolás es un enamorado de su GTI MK6 2013 por su manejo y performance

 4 comentarios

Nicolás Silva es un fanático de los autos, y sabe perfectamente que buscar en lo que a “hot hatch” se refiere. Luego de de realizar un “estudio de mercado” entre varios modelos de la época, lo llevó a encontrar rápidamente lo que necesitaba, en su búsqueda por llegar a un auto entretenido, compacto, rápido y con buenas perspectivas de after market, ¿su elección?, es obvia, un GTI MK6, que compró por 2013, en California, EEUU.

Recordemos que este GTI MK6 utiliza el mismo 2.0 TSI de cuatro cilindros, aunque pasó de los 200 a los 210 caballos y logra los 0 a 100 km/h en 6,9 segundos, logrando una velocidad máxima de 240 km/h.  En general, los especialistas valoran mucho esta generación, destacando su muy buen rodar y respuesta en todo tipo de caminos, y la seguridad que transmite.

“Este GTI MK6 2013 me enamoró desde que lo vi, tanto por su diseño exterior como interior, lo encuentro muy bien logrado y pensado. Y tengo que reconocer que este amor por los GTI, viene desde harto antes, desde que conocí los MK3 y MK4. Me acuerdo que el primero que me llamó la atención es un Mk4 R32, un que andaba por Santiago, uno azul metálico”

“Luego, cuando tuve el dinero, antes de comprar uno, me metí mucho en foros y aprendí mucho, tenía visto otros modelos de la competencia que creía eran del mismo nivel, pero me equivoqué, a mi juicio el GTI Mk6 es muy superior. Me decanté por este 2013  porque además de su tecnología, tiene una caja de doble embrague DSG que está muy bien trabajada, además el auto tiene un nivel altísimo en sus terminaciones y le saca mucha ventaja frente a las otras opciones”, indica.

MADE IN CALIFORNIA, EEUU

Nicolás indicó que esta unidad la compró directo en Estados Unidos, en específico en California. “Lo compré porque vivía en EEUU, en donde siempre hay muchos GTI, la mayoría son preparados o con elementos de after market, y está lleno de lugares donde se trabajan autos alemanes. Es un auto muy apetecido y comprado, porque es muy potenciable y configurable, en un país en donde se puede hacer de todo, y no con mucho dinero, siempre con elementos de primer nivel”, explica.

Respecto a que le ha entregado su GTI MK6, finaliza: “El auto me ha dado muchas satisfacciones, desde que me subo, me enamora todo el tiempo. Visualmente me gusta mucho. El MK6 no es muy cuadrado, ni muy redondo, encuentro que le dieron de pleno en el diseño y su andar es otra cosa. Me encanta también sus llantas diseño “Detroit” de 18 pulgadas, que encuentro que le da una personalidad única al GTI”

“Además manejar esta caja DSG de seis marchas y el motor TSI hacen que sea un manjar, una delicia conducirlo. Tiene una performance y respuesta increíble. Es un auto entretenido y con una genética hacia atrás gigante. Cada ‘MK’ le ha dado mucha historia y mejoras entre generaciones que hoy lo tienen en la cúspide de los compactos deportivos. Está todo bien pensado y bien hecho. Es un auto liviano, muy rápido al cual se le pueden hacer mucho cambios, que hechos de buena manera no dan problemas.  Apenas pueda, y pensando más a futuro, me gustaría llegar a comprar un  Golf R”.

 4 comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
Comentarios
  • Es un icono con muy buena crítica por la prensa especializada , pero creo que sus 210 hp y aceleración , no está a la altura de su competencia directa, como los wrx, Peugeot 308 Gti por ejemplo

    • Hola Pepe: Pero estás mezclando generaciones, el MK6 es generación 2012, y este 308 GTI es otra camarada, más comparable al GTI MK7 2015, abrazo

  • Yo me quedo con mi Chevrolet Astra GTC Turbo hay pocos en Chile y su diseño es exquisito 🙂

  • 120 no mas en Chile, la mitad. Jajaja